RESEÑA - FIREFIGHT, B. SANDERSON




Nota: Las reseñas nunca incluyen spoilers pero si no has leído la primera parte puede que prefieras hacerlo antes de seguir.



Antes de empezar, quiero aclarar una cosa, me encanta Sanderson, me parece uno de los mejores escritores de fantasía de todos los tiempos y disfruto con cada uno de sus libros, pero eso no significa que sea perfecto. No porque el autor te guste, la reseña de su libro tiene que ser positiva, todos somos humanos y no se puede crear una maravilla tras otra sin fallar nunca.

Sanderson para mí tiene dos grandes cualidades que son al mismo tiempo un don y una maldición. Es enormemente rápido y prolífico a la hora de escribir, el problema es que eso deriva en que a veces sus creaciones no tiene el mismo poso que las que ha dejado madurar – como Nacidos de la Bruma o El Archivo de las Tormentas -, se ve la rapidez en la falta de detalles y en la falta de profundidad en los personajes. La segunda maldición/bendición es su enorme habilidad para construir mundos. Sus universos – o universo. Ejem…Cosmere…ejem – están dotados de leyes, reglas y características que otros autores ni siquiera sueñan con poder crear, la gran pega de esto es que cuando creas un gran mundo, tiene que poblarlo con historias y personajes con la misma calidad y eso cuesta cuando vuelves al primer problema: no puedes conseguirlo todo escribiendo cuatro libros a la vez. Pero lo dicho, que el ritmo no pare porque con todas las pegas que se le puedan poner, Sanderson entretiene en cada libro y mantiene un nivel aceptable en todos ellos.

Después de esta introducción, vamos a lo que nos atañe, Firefight

A mi parecer, el gran problema de la primera parte, Steelheart, era que prácticamente es una copia narrativa de El Imperio Final y muchos de sus personajes están cortados por el mismo patrón. Empecé Firefight con el miedo de que la historia se repitiera: nuevo épico megapoderoso, nueva ciudad y nuevos personajes pero misma línea argumental. Amigos, qué equivocado estaba, aunque lo pinta igual y parece querer hacernos creer que va a repetir la fórmula que tan bien se le da, es poner un pie en Babilonia Restaurada – así se llama la nueva ciudad – y romper todos los esquemas que te habías hecho.



Firefight nos narra la historia de David, el asesino de Steelheart, que después de comprender que los Épicos no son malos de por sí, si no que sus poderes les corrompen, debe hacerse cargo de una amenazan aún mayor en Babilonia Restaurada, donde la Gran Épico Regalia ha sometido la ciudad y parece empeñada en matarle. Entre medias deberá hacer frente a la dura realidad de saber que la chica por la que está coladito es una Épico y que toda su organización depende de los poderes de otro. ¿Parecido a Steelheart? Ya os dicho que solo pretende aparentarlo.

Empecemos con el escenario, Babilonia Restaurada, la antigua Manhattan, es uno de los mejores escenarios urbanos que he tenido el gusto de leer. ¡Venga ya! Es una ciudad inundada con canales al estilo veneciano, donde la gente vive en las azoteas y en el interior de los edificios crecen plantas con frutos que dan luz, sin contar que cada uno de los grafitis de la ciudad se ilumina como un neón al caer la noche. Todo regado con épicos por todas partes y el gran enemigo, la Gran Épico Regalia, pudiendo aparecer en cualquier parte gracias a sus poderes de agua. Lo dicho, Sanderson es un maestro en la creación de mundos.

La historia es mucho más imprevisible que en el primer libro y como ya conocemos en gran parte a los protagonistas principales (David, El Profesor y Megan) Sanderson puede ahondar un poco más en su profundidad, en concreto rebelando pinceladas del pasado de los dos épicos. El problema de esta saga con los personajes sin embargo, no ha cambiado. Tenemos a David, buen protagonista, un chaval de mente rápida pero con una carencia natural para hacer comparaciones y usar otra muletilla que no sea “¡Chispas!” (En serio, alguien debería contar cuántas veces lo hace) y luego a Megan, sin duda el personaje más atractivo por los misterios que oculta. El resto, lo dije y lo diré, es la misma banda protagonista de Nacidos de los Bruma, de hecho hay una escena calcada en la que la banda planifica el asalto al poder, libreta para anotar ideas incluida. Me he tirado todo el libro esperando que el Profesor se convirtiera de repente en Kelsier porque cumple el mismo papel, tiene el mismo carisma y a veces parece hasta repetir sus líneas. Eso sí, el parecido ha disminuido respecto a Steelheart, debo reconocerlo. 

Sanderson es un genio contando historias, sí, pero no es el mejor escritor del mundo; Siendo realistas, hay muchos otros autores que escriben “mejor”, pero él tiene la habilidad de hacerte devotar páginas sin darte cuenta. Firefight, con sus reminiscencias de El Imperio Final incluidas – ojo a cierto épico moviéndose exactamente igual que los alománticos –, es entretenido hasta la saciedad y engancha como pocos. El ritmo ágil de siempre combinado con una gama de poderes épicos dignos de los mejores cómics hace que Firefight sea un libro que no puedes dejar pasar; Es cierto, no llega al nivel de las grandes obras de Sanderson, pero te lo pasarás en grande y acabarás deseando que la Fox haga una adaptación cinematográfica a la altura porque hay Épicos para rato y diversión a raudales.



Por cierto, la edición de Nova incluye por primera vez el relato de Mitosis situado entre el primer y segundo libro y que encontraréis al final de Firefight. Merece la pena leerlo antes para entender ciertas cosas del nuevo mundo de los Reckoners.

Si leíste Steelheart no lo dejes pasar y si aún no has entrado en este mundo, prepárate para divertirse como un niño con zapatos nuevos superpoderes.





-Caótico


Comentarios

  1. Hola :) Pues en las próximas semanas pienso zamparmelo, me lo estoy guardando para cuando este con mucha carga de trabajo, por que como son libros entretenidos y que se leen solos, me vienen mucho mejor. Me ha encantado los dos primeros párrafos, no podría estar mas de acuerdo, es imposible que escribiendo 4 libros a la vez sea capaz de sacar 4 obras maestras, pero si es capaz de sacar 1 libros sobresaliente, uno notable y un par de ellos normalitos, lo cual es increíble. Es normal a mi parecer que tengan similitudes entre ellos, es imposible crear y crear todo original, y fijo que hasta sin darse cuenta ciertas cosas le saldrán simplemente por sus vivencias, como explico en el Celsius, escribio El alma del emperador por su visita a China en el viaje de vuelta por unos jarrones que vio, eso es imaginación y el resto tonterías. En fin, espero meterme pronto de nuevo en otro Sanderson, fijo que me lo paso pipa. Un saludo :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola! Estoy seguro de que te durará cuatro días como mucho, es imposible dejarlo, siemrpe dcies un capítulo más y otro y otro...y antes de darte cuenta llevas la mitad jajaja tiene un ritmo endemoniado. Por cierto, atento a la escena con el bloc de notas que a mi me recordó a la reunión de la banda de Kelsier ;)
      El Alma del Emperador lo tengo en pendientes pero seguro que manteine ese nivel medio alto de siempre y que sea capaz de crearlo en un avión hace que tenga más mérito aún.
      Lo dicho, ya me contarás qué tal ^^
      Un Saludo
      Nos leemos

      Eliminar
  2. ¡Hola! No he leído nada de este autor pero tengo muuuuchas ganas de hacerlo. Como no he leído el primer libro he ojeado tu reseña por encima, y por lo que parece te ha gustado bastante ^^ Me lo anoto.

    Me quedo por tu blog n.n

    Besos gatunos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hello!
      Pues si no has leído nada de Sanderson te recomiendo que lo hagas, como digo en los primeros párrafos, es un autro brillante y aunque evidentemente no todo son obras maestras, sus libros siempre entretienen.
      Los mejores a mi parecer son los de la trilogía Nacidos de la Bruma cuya primera parte, El Imperio Final, se puede leer de forma autoconclusiva así que es un buen sitio por el que empezar ^^
      Gracias por pasarte y bienvenida!
      Nos leemos!

      Eliminar

Publicar un comentario

Un comentario siempre es bienvenido, positivo o negativo, pero siempre desde el respeto.

RECUERDA ACTIVAR LA CASILLA DE "AVISARME" AL COMENTAR PARA RECIBIR LA NOTIFICACIÓN CUANDO TE RESPONDAMOS.