lunes, 24 de abril de 2017

LA RUEDA DE TIEMPO - Análisis de la primera mitad de la saga




La Rueda del Tiempo es una de las sagas más importantes dentro de la fantasía clásica y sin duda, la más larga. La edición original contaba con catorce novelas bastante extensas que en España se publicaron divididas en dos volúmenes en su mayoría, dándonos un total de veinte novelas. Sin duda, a día de hoy, con una fantasía más alejada de los clásicos y de la tradición tolkiana del Viaje del Héroe de nuestro amigo Campbell, se trata de una obra difícil de enfrentar. Podemos decir incluso que en muchos aspectos, está atrasada respecto a lo que entendemos hoy en día como fantasía de calidad. Sin embargo, debemos tener presente que el primer volumen se publicó en 1990 y su prosa dista mucho de la corriente actual. Es fantasía puramente clásica y no por ello debemos despreciar su calidad. Esto es importante porque en ocasiones puede resultar difícil separar nuestra visión moderna de la que Jordan tenía cuando se sentó a escribir The Eye of World.

Actualmente llevo leídos 12 volúmenes de la saga –en versión española- y dado que me resultaría imposible reseñarlos uno por uno sin introducir spoilers, he preferido analizar la primera mitad de la saga en su conjunto. 

Empecemos por lo principal, lo que seguramente se pregunta cualquiera que vea la longitud de la saga y el apelativo de fantasía clásica: ¿De verdad merece la pena leerla?

.

No voy a ser yo quien diga que no es lenta y pesada en muchos momentos, sobre todo en sus inicios, además de contener explicaciones a todas luces repetitivas y páginas repletas de descripción de personajes. Todo esto es cierto, probablemente la mayoría de pegas sobre la lentitud de su desarrollo tanto de trama como de personajes, en los primeros tres libros sean justificadas, pero honestamente creo que es una forma injusta de acercarse a una saga clásica. La lentitud y exceso de descripciones es necesaria dado el inmenso abanico de personajes que influyen en la trama, todos y cada uno con historia, carácter y motivación propia. Esto no es algo que se pueda conseguir en una novela. No hablamos de cinco personajes, ni de diez. Hay por lo menos una treintena de figuras principales en La Rueda del Tiempo y todos están construidos de forma única. Llegar a todos ellos no es fácil y Jordan sacrifica parte de los primeros volúmenes sabiendo que después será necesario.


Debemos tener una cosa clara, los libros no estaban concebidos para ser divididos en partes. De hecho, es obvio que las ediciones españolas quedan muy cojas de trama si no se leen de dos en dos, lo que resta muchas de sus cualidades a la obra ya que da la sensación de que los personajes no van a ningún sitio. Algo parecido ocurre con las descripciones y las repeticiones. Cuando una saga está acabada y puedes leerla del tirón, todo lo que el autor se esfuerza en recordarte, ya sean descripciones, acontecimientos o reglas mágicas, te va a parecer repetitivo. No es lo mismo que si has tenido que esperar un par de años hasta leer la continuación. Por eso digo que las críticas son ciertas, todas ellas están en los libros, pero hay que tener claro la causa de ello y tenerlo en cuenta.

Una vez aclarado esto, pasemos a trama y personajes. 

Como situación general, os dejo este resumen de contexto y ambientación. Hay mucho más pero hablar en profundidad de la trama desvelaría demasiadas cosas y un argumento de veinte libros es difícil de resumir: 

La historia está ambientada en un mundo fantástico con la estructura social y con elementos culturales de finales del siglo XVII (y en el que la pólvora es el secreto mejor guardado de la asociación de los Iluminadores); un mundo con complejas relaciones socio-políticas entre las naciones, cada una con una cultura e idiosincrasia bastante características. En este complejo mundo de precarios equilibrios hay una fuerza central que mueve los hilos en las sombras de ese complicado contexto socio-político: las Aes Sedai, una hermandad de poderosas mujeres capaces de entrar en contacto con el Poder Único que se obtiene de la Fuente Verdadera, fuente vital del universo que hace girar la Rueda del Tiempo. Esta Fuente Verdadera está dividida en una mitad masculina (Saidin) y una mitad femenina (Saidar). Sólo los hombres pueden encauzar Saidin y sólo las mujeres puede encauzar Saidar. Por desgracia el Saidin quedó contaminado hace 3000 años por la pátina del Oscuro, condenando desde entonces a todo varón capaz de encauzar dicho poder a la locura y a la muerte. La contaminación del Saidin provocó la Época de la Locura en la que el mundo quedó asolado y desfigurado y se perdieron para siempre los avances y el modo de vida de toda la civilización de la que ahora sólo quedan algunas reliquias y leyendas. Ahora, el Saidin ha encontrado un nuevo vehículo, un muchacho, y de su lucha por esquivar la locura surgirán los acontecimientos que decidirán el destino del mundo.

A pesar de la longitud de la saga, cada libro contiene una historia propia llena de subtramas únicas que en la mayoría de casos se cierran en ese volumen determinado. Es un formato muy televisivo de hecho, pues cada libro es como un gran capítulo con conexiones entre sí y una evidente trama conjunta de fondo pero que al mismo tiempo se renueva con personajes y situaciones únicas. Esto hace, sobre todo a partir del tercer volumen, que la obra gane en entretenimiento y no sea una eterna búsqueda de la resolución final. Vemos triunfos y derrotas, el ascenso y caída de grupos y personajes, sentimos el tiempo pasar, la rueda girar y somos testigos de que la saga abarca un buen puñado de años.



Si ya hemos hablado de los grandes defectos de la saga —lentitud y repetición— toca ahora hablar de sus enormes virtudes. 


-Verosimilud: Empezamos fuerte. Me tacharéis de loco, ¿verosimilitud en una saga con magia por todas partes, razas distintas y espadas mágicas? Pues sí. En el mundo de Jordan todas esas cosas son verosímiles pero es que además, consigue como pocos transmitir el desconcierto que provocan las noticas y rumores al viajar tan lentas por el mundo, habla del miedo a lo desconocido, del uso de las masas como instrumento de política y poder, conjuras, confabulaciones, engaños, profetas, luchas de fe… todo lo que queráis y más pero tratado de un punto muy realista. Aquí no hay cuatro tíos con decisiones de blanco y negro. En La Rueda del Tiempo las decisiones son todas grises y tienen consecuencias catastróficas en lugares insospechados. La cascada de consecuencias es eterna y hechos de los primeros libros siguen trayendo cola durante toda la saga aunque al principio parecieran no tener importancia.

-Mundo global: El mapa de Robert Jordan es de mis favoritos de fantasía. Es sencillamente colosal. Los personajes tardan meses en cruzar la mitad, tanto que Jordan se vio obligado a crear un método de transporte alternativo si no quería que los protagonistas se murieran de viejos en los caminos. Pero no es solo el tamaño, cada región tiene un folclore propio, supersticiones, formas de ver el mundo y tradiciones muy diferenciadas. No puedes ir a Tear y hablar igual que en el Yermo de Aiel. Los modismos, la forma de hablar y comunicarse, hasta el trato de hombres y mujeres varía. Y por si fuera poco, metido en todo esto hay grupos y comunidades aparte que chocan con todos los demás, como los Ogier, los Tuatha’an o los Hijos de la Luz. El mundo es rico hasta niveles mastodónticos y el detalle es muy superior a lo normal en mundos de fantasía.

-Protagonistas: Muchos, muy buenos y con perfiles muy distintos. Algunos son insoportables, lo admito, pero es parte del juego. Hay tantos que a la fuerza algunos te caerán mejor y otros peor. Cada lector tiene sus favoritos y aunque no todos tienen voz narrativa, no hay ni uno solo sin peso en la trama y acciones de importancia. De hecho cada libro alterna los puntos de vista entre varios personajes por lo que en cada uno de ellos tienes una visión distinta de acontecimientos parecidos. Ver la locura que azota a Rand desde su cabeza y desde los ojos de los que le rodean no tiene precio.

-Humanidad: En La Rueda del Tiempo hay multitud de razas. Desde seguidores del oscuro como los inhumanos Myddraal, hasta los tranquilos y sabios Ogier, pero lo que sorprende es que pese a la naturaleza no humana de gran parte de los acontecimientos y batallas, la humanidad es el eje y motor de la obra. No me refiero a personajes humanos sino a problemas verdaderamente humanos. Pocas veces he visto el reflejo de las vergüenzas del hombre en nuestro mundo real tan bien reflejadas en un mundo de fantasía. Hay fanatismo a varios niveles, toma de decisiones frente a lo desconocido que muestran el miedo que nos da lo que no podemos categorizar. Juzgamos y condenamos en la misma medida que los personajes y ver todo esto tan bien implantado juega en favor de la verosimilitud de la que hablábamos antes y hace que la saga tenga un fondo impresionante. El blanco y el negro no existe en La Rueda del Tiempo más allá del conflicto original del bien y el mal. En realidad, tan solo tenemos un enorme mal, encarnado en el Oscuro, frente a un gran abanico de grises más o menos oscuros. En la Rueda del Tiempo hace el bien tiene muchos matices y ninguno es el correcto. Del mismo modo, el amor es un tema importante porque sencillamente, lo es en la vida real. Los personajes cambian y los romances evolucionan. Aquí el instalove no existe. Eso sí, Jordan a veces peca mucho de conservador en las relaciones hombre-mujer.

-Magia: El sistema dual de Jordan se basa en un poder supremo dividido en dos mitades, el Saidin, la masculina, y el Saidar, la femenina. La magia se crea en hilos de distintas naturalezas que se unen en tejidos y tapizados de magia con distintos usos. La dicotomía masculina y femenina, que lleva a los hombres a la locura y a las mujeres a dominar el mundo, es parte vital de la trama y ofrece un mundo ilimitado de posibilidades. Por otro lado, está el alcance de la magia. Los personajes más poderosos no se limitan a hacer cosas menores con la magia, aquí caen rayos y meteoritos del cielo, se rompe el mismo tejido de la realidad e incluso se crean armas capaces de acabar con un enemigo retrocediendo en el tiempo y eliminando su recuerdo. No hablamos de unos pocos hechizos, es magia a lo grande y de proporciones épicas.

Hay muchas más razones, podría hablar de la inmensa calidad de la mitología que crea Jordan, de la profundidad de las creencias arraigadas en sus ciudades y habitantes, de la colosal organización de su mundo, etc. pero saldría un artículo muy largo. Solo mencionando a cada personaje me quedaría sin espacio.
Todo esto y mucho más, lo podéis encontrar en tan solo la mitad de la saga, no quiero ni imaginarme cómo será el resto. Haceos un favor, sed valientes, leed con calma y siempre de dos en dos, pero leedla. Merece la pena seguir a Rand, Matt y Perryn y al resto de personajes en su avance y crecimiento desde que son unos chiquillos hasta que acaban llevando el peso de naciones enteras.
Hay mucho por descubrir. La rueda gira y gira, y las eras se suceden. No dejéis que lo haga sin vosotros.



Extra: Era un rumor desde hace tiempo pero ya tenemos la confirmación oficial por parte de la viuda de Jordan, habrá serie de televisión. Variety ya han confirmado que el rodaje está en marcha y promete ser una digna adaptación. Sony Pictures Television se encargará de la producción junto a Red Eagle Entertainment y Radar Pictures. El showrunner de la serie será Rafe Judkins (guionista de Agents of S.H.I.E.L.D.) Os adjunto el enlace a la noticia en Fantifica.

10 comentarios:

  1. ¡Holaa! Sinceramente tiene muy buena pinta jajaja La serie probablemente la vea pero la saga por ahora no creo... a lo mejor más adelante. Es que siendo tantísimos libros y estando terminando la carrera puede darme algo xD pero sí que me ha llamado mucho la atención porque estos libros suelen gustarme.

    Gracias por el analisis :D

    Un abrazo ^^

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es un paso difícil de dar porque es muy larga. Tiene todo lo que una amante de la fantasía puede buscar eso te lo garantizo :D A ver si con la serie te animas y esperemos que hagan algo decente!

      Un saludo^^

      Eliminar
  2. Esta entrada me viene genial, porque tengo la intención de retomar la saga y me quedé a mitad de ella y lo cierto es que no me apetecía volver a empezar por el principio, ya que los libros intermedios me parecieron insufribles XD.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Creo que la dejaste donde la mayoría lo hace. El primer tercio es bastante pesado y a veces hay que convencerse para continuar pero a medida que todo se desarrolla ves que merece la pena.
      Estoy pensando hacer un megaresumen de la primera mitad que quizá te ayude a reengancharte :)

      Un saludo

      Eliminar
  3. Es uno de mis eternos pendientes porque me da una pereza enorme ponerme con una saga tan larga (aunque terminada, esa es la parte buena). Aunque con ese SI rotundo a la primera pregunta que planteas y todo lo que nos cuentas igual me lo replanteo, que para más colmo, tengo los dos primeros :P

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. jajaja es un SÍ gigantesco. Pero ya has visto que tiene pegas. Ahora bien, si se lee con calma y sobre todo, de dos en dos, la saga se disfruta muchísimo. Además al final nos espera Sanderson con los últimos tres volúmenes y solo por eso merece la pena!

      un saludo

      Nos leemos^^

      Eliminar
  4. La rueda del tiempo es una saga de esas que siempre ves y dices: "Ostras, como tiene que molar" pero me pasa que no me gustan las ediciones españolas. Son muchos libros, y encima vamos y lo dividimos en dos partes cada uno y lo hacemos una enciclopedia aún mayor. Me gustan los tochos (veáse Sanderson, Ken Liu, Mitchell, Martin,...y ahora voy a por Eriksson), pero me gustan que estas sagas tochas vengan en su volumen cada uno. Ojalá que con el tema de la serie/película o lo que sea nos caiga una reedición en condiciones de estas que estamos viviendo últimamente y están arruinando nuestro sitio y dinero. Se ve una saga atractiva, muy bien construida, con muchos personajes, tramas, magia y un sin fin de elementos que me gustan. Un abrazo^^

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sinceramente creo que te gustaría. Tiene ese tono pausado inicial tan de los clásicos pero sus elementos son muy originales y ríete tú del caos de personajes de Juego de Tronos. Aquí hay casi más.
      La verdad es que la edición española se ha quedado desfasada hace mucho pero siendo tantos libros...me parece a mí que o la serie es un bombazo o nadie se va a atrever con una reedición...y eso que una nueva traducción le vendría que ni de perlas.

      Acabarás cayendo seguro ya lo verás y te acordarás de mí! jajaja
      Un abrazo

      Nos leemos^^

      Eliminar
  5. Yo tenía la saga en mi estantería desde hace muchísimos años y me había leído solo Nueva Primavera (que es la precuela de la saga). Llevaba mucho tiempo queriendo leer la saga, pero me daba pereza que no estuviese terminada, así que me esperé a que mi amado Sanderson estuviese terminando el último libro para empezarla.

    Al final la empecé a leer hace dos años, toda de seguido, y la terminé ese mismo año. Como dices, se puede hacer pesada si la lees toda de golpe, pero no me arrepiento de nada y es que, a pesar de todos los fallos que tiene, creo que es una de las mejores sagas de Fantasía que he leído nunca y merece mucho la pena. Estaré atento a las siguientes entradas que hagas de la Rueda porque me interesa mucho todo lo que se hable de ella. Por cierto, tengo en mi poder un libro sobre el mundo de la Rueda (El mundo de Robert Jordan. La rueda del tiempo) que es genial porque viene con ilustraciones de los personajes, el mundo y muchas cosas más y que me compré en una feria del libro de Madrid hace ya unos cuantos años (dato random).

    Bueno, lo dicho (dejo de ser pesado), espero que disfrutes con los libros que quedan y te aviso que los tres últimos son geniales y eso que hubiera preferido que los hubiera escrito Jordan, pero también te digo que no podrían haber elegido mejor escritor para terminar la saga (Brandon 😍), ya que no pudo hacerlo el propio Jordan ☹️ No quiero decir que los anteriores estén mal, ni mucho menos, pero sí pecan un poco de alargar la historia (aunque yo no me quejo 😂)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Nueva Primavera lo leeré al final del todo, lo tengo previsto jajaja pero primero el objetivo es llegar al final de Sanderson que todo el mundo me pone los dientes largos!
      he visto el libro que dices por ahí alguna vez pero no sé si merecerá la pena, me lo pensaré.
      Ahora me toca el volumen 13 y me parece que a partir de aquí empieza a desencadenarse todo así veremos qué tal! A por el Dragón Renacido! jajaja

      un abrazo!

      Eliminar

Un comentario siempre es bienvenido, positivo o negativo, pero siempre desde el respeto.

RECUERDA ACTIVAR LA CASILLA DE "AVISARME" AL COMENTAR PARA RECIBIR LA NOTIFICACIÓN CUANDO TE RESPONDAMOS.